Hace poco te hablamos de la contracción de palabras y nos referimos a ella como a una diferencia entre el inglés escrito y el inglés hablado. Hoy, Abbe te explicará más cosas sobre las contracciones en inglés en el vídeo que encontrarás a continuación. En él, te dará trucos para saber por qué, cuándo y cómo usarlas.

contracciones en inglés

Contracciones en inglés: todo lo que tienes que saber

Las contracciones en inglés son lo que marca la diferencia entre el inglés escrito y el inglés hablado. Son también las que diferencian el inglés hablado por hablantes nativos del inglés hablado por principiantes. Hoy, para reducir esta diferencia entre el inglés anglófono y el principiante, Abbe te da sus consejos en vídeo para saber por qué, cuándo y cómo usar la contracción en inglés.

El vídeo está en inglés, pero puedes activar los subtítulos haciendo clic en el icono en forma de engranaje que encontrarás en la esquina inferior derecha. Así, puedes verlo con subtítulos en español, inglés o cualquier otra lengua.

Este vídeo está disponible a continuación en este mismo artículo y en nuestro canal de YouTube.

No olvides suscribirte a nuestro canal de YouTube para acceder a más vídeos con trucos y consejos

Cómo usar bien las contracciones en inglés

Seguro que te has dado cuenta de que los anglófonos que escuchas por la televisión o en las películas no hablan como tu o tus amigos, hablantes no nativos de dicha lengua. Esto es en parte debido al vocabulario, pero también al uso de las contracciones.

Las contracciones en inglés son palabras formadas por dos otras palabras, generalmente separadas por un apóstrofe. Este fenómeno agrupa dos palabras y hace que el discurso suene más natural y menos rígido. Te doy un ejemplo:

  • «I do not think it is a good idea…«
  • «You should not jump in the pool if you cannot swim!«

Como hablante nativa de inglés, yo diría:

  • «I don’t think it’s a good idea…«
  • «You shouldn’t jump in the pool if you can’t swim!«

¿Notas la diferencia (sobretodo en la lengua oral) y cómo la segunda versión suena más natural?

Existen más lenguas con contracciones, pero en muchos casos estas son obligatorias, como las contracciones entre preposiciones y artículos en muchas lenguas románicas. En cambio, en inglés, la mayoría de las contracciones son opcionales, menos en la expresión «o’clock».

En inglés, es perfectamente aceptable usar «it is» o «it’s» en un mismo caso. De hecho, usar uno u otro no altera casi nada la frase. Lo único que puede cambiar es el registro o el tono en que se percibe lo has dicho o escrito. C

omo regla general, tienes que intentar no usar las contracciones en los textos escritos, sobre todo en registros formales. Sin embargo, deberías intentar adoptar las contracciones más comunes en tu discurso oral.

Ejemplos de contracciones comunes en inglés

Entre las contracciones más utilizadas encontramos:

  • La contracción de «it is» en «it’s« . Esta contracción se usa mucho en lengua escrita también.
  • «I am, you are, he/she is, we are, they are» se convierten en «I’m, you’re, he’s, she’s, we’re, they’re«
  • «Cannot» se convierte en  «can’t»: en este caso en concreto, su uso hará que tu discurso sea mucho menos formal y que suene más como el de un hablante nativo.
  • «Do not» y «does not» se convierten en «don’t» y «doesn’t«
  • «I, you, he/she, we, they would» se convierten en: I’d, you’d, she’d, he’d, we’d, they’d

Y de regalo…

¡Te doy unas contracciones extra!

  1. «Going to» se transforma en « gonna«, «want to» en « wanna«, y « got to » en « gotta«. Pero estas tres las tienes que evitar a toda costa en tus escritos. Cuando hables, puedes empezar a usarlas en cuanto te sientas cómodo y empieces a hablar más rápido. Verás que llegará un momento en que te saldrán de forma natural.
  2. «You all» se convierte en «y’all«. Esta contracción, bastante original y curiosa, se utiliza principalmente en las regiones del sur de Estados Unidos para referirse a un grupo de personas. Seguro que la escucharás en películas, en la televisión o en canciones, ¡pero piénsatelo bien antes de integrarla en tu vocabulario! Sobre todo si quieres adoptar un acento más británico.

¿Cómo se forman las contracciones en inglés?

Como seguramente has visto en los ejemplos anteriores, la contracción en inglés se forma generalmente eliminando una o dos letras de una palabra y sustituyéndola por un apóstrofe.

Si no recuerdas dónde va el apóstrofe al escribir, piensa en las dos palabras originales y en cuáles son las letras eliminadas: ¡allí es donde colocarás el apóstrofe!

La contracción en inglés es muy fácil de usar y de formar, ¡solo es cuestión de acostumbrarse!

De momento, ponte como reto usar ciertas contracciones cuando hables con nativos y cuando escribas correos electrónicos informales.